VUELVE

 

VUELVE

 

La lluvia caía a ráfagas doblando mi paraguas constantemente, no tuve más remedio que cerrarlo y prescindir de él, creo que lo tiré por algún rincón.  Todas las miradas se centraban en mí, eso decía mi madre entre susurros, a la vez que yo no podía quitar mis ojos de aquella losa que te cubriría para siempre. Sé que antes de marchar dijiste que no llorara, me lo pediste por favor, sin embargo caía tanta agua del cielo que nadie lo notaría. Las flores se las llevaba el fuerte viento. Los enterradores se afanaban en sujetarlas, pero fue imposible.

Después  pasaron todos como si de una comitiva se tratase, me besaban y comentaban un :”Lo siento” No me fijé quien era quien, quien faltó, y quien  quedó apartado. Hubiera querido irme contigo, lo sabes. Se que todo pasará, lo sé, que curaran mis heridas y serás un feliz recuerdo en mi vida. Serás el primer hombre que me hizo feliz, y que esta pena que desgarra mi alma se disolverá ,como se disuelve la espuma de las olas, cuando llegan a la orilla. Pero me pregunto ¿Que será de ti ahora? ¿Dónde irás? ¿Dónde queda el alma cuando mueres? Si no te importa vuelve, aunque sea un ratito y me  lo cuentas, es solo para quedarme tranquila.

Una respuesta a “VUELVE”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *